La web de los Peregrinos Ciclistas

La web de los Peregrinos Ciclistas
la web

lunes, 21 de febrero de 2011

Los fundadores de la prueba cicloturista «Quebrantahuesos» emprenden hoy el Camino Primitivo

Los fundadores de la prueba cicloturista «Quebrantahuesos» emprenden hoy el Camino Primitivo

Un grupo de once componentes de «Os Andarines de Aragón», fundadores de la famosa prueba cicloturista «Quebrantahuesos», con edades comprendidas entre los 59 y los 68 años, emprenden hoy en Oviedo el Camino Primitivo de Santiago a pie. La primera parte del recorrido finalizará el sábado en Fonsagrada (Lugo), tras seis días de caminar y disfrutar del paisaje, como señala el capitán de la expedición, el ingeniero Roberto Iglesias. Para completar la ruta hasta Compostela tendrán que buscar otro hueco en la agenda.

Los caminantes, la mayor parte jubilados y prejubilados, recorrerán 156 kilómetros, un paseo para quienes, como el médico Miguel Pocovi -secretario de la Fundación Grande Covián-, José Roca, José María Gallego y Ángel Cuenca, son capaces de andar 104 kilómetros en veinte horas. Como apoyo logístico llevan una furgoneta que vigila sus pasos y custodia el avituallamiento.

Aseguran que en rutas como la que comienzan hoy siempre acaban con algún kilo de más. La gastronomía siempre los acompaña. «Estos días comeremos manjares asturianos y el sábado, en Lugo, pulpo», indica Rafael Pascual. «Luego nuestras mujeres nos ponen a acelgas y borrajas unos días, para recuperar», señalan. Todos van con el «cachirulo» al cuello, el pañuelo aragonés que lleva bordado el escudo de la entidad, toda una institución en Zaragoza, con 600 miembros desde la que se han promovido iniciativas como la «Quebrantahuesos», que tiene lugar en los Pirineos y a la que acuden cada año unos 20.000 participantes. Dos de ellos son los asturianos Juan Carlos Pérez y Mauro Izquierdo, del Club Ciclista de Trasona. Ayer se acercaron a Oviedo para dar ánimos a sus amigos. Al grupo, buen humor no le falta. Hoy realizarán la etapa entre Oviedo y Cornellana (Salas). Volverán unos kilómetros atrás para pernoctar en el albergue de San Juan de Villapañada, en Grado. Roberto Iglesias indica que precisamente uno de los tramos más duros de estos días será la subida al santuario del Fresno, en tierras gradenses, además del puerto del Palo, en Allande, según indica Pablo Gayón. En Fonsagrada pondrán punto y aparte. Los andarines despliegan una intensa actividad a lo largo del año. Los Pirineos se los conocen de memoria y han dejado su huella en lugares tan exóticos como el Kilimanjaro. Los jueves caminan y los martes sacan la bici. Miguel Pocovi, experto en colesterol y enfermedades raras, tiene que hacer malabarismos para amoldarse a las rutas. No tiene dudas sobre los beneficios del ejercicio motor para la salud. «Es lo mejor que hay». Sus compañeros asienten. «Si lo dice, es verdad».

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada